Cirugía de espaldaDicen por ahí que los carpinteros suelen ver clavos por todos lados…

Y en el caso de tu espalda, si vas a un cirujano tienes 28 veces más chance de que te hagan una cirugía, que si hubieses ido a un quiropráctico (o quizás a un acupunturista o a un terapéuta de Yoga).

Ese fue el resultado que aparece en el nuevo estudio de la reconocida revista médica Spine*, en la que sólo el 1.5% de aquellos que iban a un quiropráctico terminaban en el quirófano, mientras que el 43% de los pacientes que visitaron a un cirujano pasaron por el bisturí.

Quizás no te sorprenda, verdad? Los cirujanos aprenden a aliviar el dolor con cirugías, y lastimosamente tienen, así sea subconscientemente, el interés de realizar las cirugías porque con ellas pagan sus cuentas.

Eso no quiere decir que no hay casos que requieran operaciones… pero son el 1.5%, y eso es una mínuscula fracción de las personas que finalmente terminan operándose.

Conclusión:

Antes de siquiera preguntarle a un doctor que hace cirugías si debería operarte, quizás deberías de preguntarle a los profesionales que te ayudan sin ofrecerte tratamientos invasivos y peligrosos como primera opción…

photo credit: salimfadhley via photopin cc
*Spine Magazine: 01 June 2013 – Volume 38 – Issue 13 – p 1154–1159